lunes, 7 de septiembre de 2020

Robert Frank

    ROBERT FRANK| Entrega final 

INSTRUCCIONES PARA MIRAR
GUIA PARA EL ANALISIS DE UNA IMAGEN FOTOGRAFICA

  Robert Frank, de familia judío-alemana, nacido en Zúrich en 1924, desarrolló un interés por la fotografía desde muy pequeño. Fue a Estados Unidos en 1947, donde trabajo como fotógrafo comercial, el cual luego abandono, comenzando a trabajar como asistente de Walker Evans, quien fue clave en la obtención de su beca Guggenheim, y gracias a su apoyo, Frank consiguió una beca para realizar un proyecto fotográfico sobre Estados unidos. En un auto usado que compró allí, partió viaje junto a su pareja y sus dos hijos, recorriendo el país tomando las fotografías que son publicadas en su libro Los Americanos.
  Desde fines de los 50’s hasta principios de los 70’s, se dedicó al cine, casi exclusivamente. En 1973, se mudó a Nueva Escocia, donde volvió a dedicarse a la fotografía, pero esta vez, de manera más autobiográfica, con una mirada más cinematográfica, empleando distintas técnicas de fotomontaje.

  En la década de 1950, Estados unidos vivencia un resurgir económico, resaltación de lo que es ser americano, y este libro va en contra a este nacionalismo fanático, bajo el “sueño americano” y su manera de vivir, personas tristes y solas, luchando por un sueño que nunca llegaba. Así también, un país de profundas injusticias donde la segregación racial estaba constantemente presente.
  El contexto histórico en que se basa esta obra es en la posguerra, luego de la Segunda guerra mundial, donde la Guerra fría tuvo lugar, Estados unidos se encontraba en una revolución cultural impulsada por el desarrollo industrial. También en 1955, año de la fotografía otorgada, comienza la Guerra de Vietnam. En 1954 comienza el movimiento por los derechos civiles, reclamando derechos cívicos básicos e igualdad entre ciudadanos, basándose en la discriminación hacia les afroestadounidenses. La segregación racial duraría hasta 1965, aunque recién en 1973 nacería la Convención Internacional sobre la Represión y el Castigo del Crimen de Apartheid.

  Frank, Vanguardista de la imagen en vertical, utilizaba líneas de horizontes torcidas, el encuadre desencuadrando parte de las figuras importantes en las imágenes, fotos granuladas, desenfocadas, alejándose de los estándares fotográficos de la época. El carácter fragmentario de estas figuras obliga al espectador a suponer un espacio y una acción fuera de campo constantemente, generando una sensación de incomodidad que se acentúa.
  La línea en descenso es otra de las características definitorias del estilo de Robert Frank, el torcido de la línea explícita o implícita del horizonte. El grano grueso en muchas ocasiones, el foco crítico y el elevado contraste, son imperfecciones técnicas del fotógrafo.
  Robert utilizaba una cámara Leica. Este dispositivo le permitía seleccionar parte del campo visible, no como en una cámara réflex, en la que el fotógrafo sólo puede ver lo que entra en el encuadre. Ese rectángulo que acota el centro, sin ocultar las áreas periféricas, ayuda a Frank en la tarea de recortar su imagen. Este recurso tecnológico también utilizaba Cartier-Bresson para hacer exactamente lo contrario, poder anticiparse a lo que entrará en campo para construir una imagen cerrada en sí misma.

  Robert Frank trabaja el foto-documental. La mirada subjetiva de Los Americanos, el carácter personal entre el discurso documental y el trabajo del autor, integra una nueva mirada sobre la fotografía documental, renunciando a cumplir con su papel de mirada objetiva sobre la realidad, por eso podría introducir el foto-ensayo.
  El libro, Los Americanos, se publicó finalmente en 1958 en Paris, publicado por Delpire. La edición estadounidense, de Grove Press, se publicó en 1959, altamente criticada por el nacionalismo estadounidense, razón principal por la que tuvo que publicarse inicialmente en Francia.
  Robert Frank tomo la postura de extranjero, de cierto vouyerismo acerca de la situación, intentando captar las tensiones geográficas, económicas, raciales y religiosas de Estados unidos. Al recibir la beca, compro un auto y recorrió el país.
  En las fotografías que componen Los Americanos se encuentran imágenes opacas, porosas, de horizontes distorsionados y composiciones descuidadas, todas de carácter documental. Frank centro el objetivo de su cámara en personajes anónimos de expresión ausente, melancólica, o la casi obsesiva personificación de objetos de consumo, 
como autos, máquinas de discos de vinilo o televisores que parecían agobiar a “los americanos” en sus ratos de ocio, los cuales son parte de su identidad. Me gustaría recalcar el uso constante de las espaldas en el libro, representando lo negada que estaba la sociedad estadounidense a lo que estaba sucediendo en esa época, cosa, que personalmente, creo que hoy en día se mantiene. Sus fotografías más criticadas, fueron las que cuestionaban un símbolo colectivo como la bandera de los Estados Unidos, que cada vez que aparecía, tomaba un lugar esencial en el encuadre, representando como todo gira a esta nacionalidad fanática que les estadounidenses llevaban en sí. Personas con la mirada hacia abajo, con la cabeza inclinada, inclinados, hacia abajo. Gris, frio, blanco y negro.
  Utiliza la composición y la textura visual de las fotografías para subrayar un particular estado de ánimo que oscila entre la melancolía y, el horror existencial. No, mostrando cómo son los americanos, sino la percepción personal del fotógrafo, individual y discutible, respecto a un colectivo de personas.
  Frank, concreta su determinada crítica social, con una mirada poco compasiva hacia les estadounidenses. Concreta en sus fotografías la mirada donde la división social por clases y el racismo, así como la obsesión del “americane” promedio por adquirir bienes materiales, aunque ello suponga la pérdida de la identidad individual.
  Al visualizar otras fotografías de este libro, pude observar, como se representa como la identidad nacional borra la identidad personal, como la patria se considera religión, el distanciamiento entre personas y la alienación que conllevaba esto. La individualidad enclave, pero siempre dentro de la homogeneidad.

  La Imagen otorgada pertenece a la tapa del libro Los Americanos, esta es llamada TROLLEY y fue tomada en 1955 en Nueva Orleans. Este libro presenta una conexión sintáctica y sintagmática de representaciones que se suceden y anteceden de manera tal, que resignifica y aumenta su significado, potenciándolo, siguiendo un patrón, basado en la asociación flexible de ideas y sensaciones, utilizando imágenes ordenadas según criterios estéticos y emocionales. Esta imagen es tomada en un instante, solo existió un único fotograma de este momento, un momento que representa la segregación racial y racismo de la época, en sus caras vemos cansancio, indiferencia. La imagen esta encuadrada de modo tal que cada ventana parezca un fotograma de una película, personas blancas adelante y luego negras. Este “Instante decisivo” podríamos relacionarlo a una temporalidad que no tiene nada que ver con a la detención de la acción, propia de Henri Cartier-Bresson.
  Es una imagen icónica y simbólica. Representando claramente la temática universal de la segregación racial persistente, aun en esa época. Considero que es una imagen importante, casi imprescindible, ya que retrata y lleva al análisis todas estas temáticas sociales que persisten hoy en día y me parece más que importante seguir teniéndolas presentes.
  Utiliza una iluminación natural de exterior, de día. Luz solar sin refuerzo de artificial, debido a que es una imagen tomada en ese instante, sin puesta de luces, más que nada, al ser una fotografía documental, se torna acorde. Parecería una reflexión de luz difusa.
  Utiliza un lente normal, de entre 35 a 50mm, ya que mantiene las líneas rectas, sin generar perspectiva ni distorsión de líneas para ser un angular, y tampoco comprime el fondo a la figura como un teleobjetivo.
  Parece tener un foco automático, debido a que es una imagen tomada, en movimiento, o casi en movimiento, y esta la totalidad de la imagen enfocada.
  El ISO podría estar en 100, la exposición en 1/200 y la apertura de diafragma en 12. Estos son valores aproximados que determino en base a la profundidad de campo, la luminosidad de la imagen en tanto al momento de toma y la claridad de las figuras. También es una toma de cámara en mano.

BIBLIOGRAFIA

Los americanos, Robert Frank, Paris, 1958.
Robert Frank vs Los americanos, Oscar Colorado Nates, Ciudad de México, 2016.
Ventanas de papel, Rafa Badia, Barcelona, 2012.
Robert Frank, MOMA, Nueva York, 2016.
Recordando a Robert Frank, MOMA, Nueva York, 2019.
 






domingo, 6 de septiembre de 2020

ENTREGA FINAL

LA ZONA| Entrega final 

https://youtu.be/Rdgl66j1qgY

Apertura: 2,2 
Exposición: 1/55 
ISO: 50  

INSPIRACIÓN Y DECISIONES TÉCNICAS 
  Actualmente convivo entre mis dos casas de provincia y capital en Buenos aires. Esto esta filmado en capital, en la casa de mi padre, quien se mudo a este lugar recientemente. Yo no conozco a los vecinos, y solo se de su existencia por medio de sonidos que se escuchan cotidianamente.  Pero a la noche, estos sonidos se intensifican, me llevan a imaginar que es lo que esta gente esta haciendo, generando un clima fantasmal y hasta terrorífico. Identificando a mis vecinos como estos fantasmas, que están pero no están
  Intente plasmar en este espacio, como lo siento yo. Este clima que me transmite y este no saber quien estara detrás de cada puerta. 
El hecho de que el personaje camine hacia el fondo, achicandose en la imagen, por medio de esta perspectiva que fuga hacia el centro, representaría a que tan pequeña me siento al no conocer nada de estos espacios, de quienes lo habitan. No saber quien o que esta detrás de mi pared mientras duermo. 
  Utilicé las posibilidades que me da la aplicación del celular aumentando la exposición, respetando los parámetros para no perder movilidad, y bajando el ISO lo mas posible para generar este clima de oscuridad y contraste de luces que buscaba. Aplique enfoque automático ya que al caminar sino se desenfocaba.
  No es una iluminación natural, pero es una iluminación ya dispuesta por el espacio y no se puede modificar.
Este es un espacio que llama mucho mi atención por la manera en que la iluminación esta distribuida, cosa que no me daba cuenta a simple vista y que al jugar con la cámara, pude darme cuenta.
Decidí encuadrar la toma, de manera tal, que se amplíe esta perspectiva hacia la puerta, y  su vez, generando un doble encuadre, tomando una sola parte de la totalidad, centrando la imagen exageradamente, para intensificar la incomodidad que produce. 
 A modo anecdotico, el ultimo día que llego a filmar, descubro todo el pasillo sin cerámicos porque estaban arreglando el pasillo. Tuve que reacomodar ciertas partes para poder filmarlo, pero valió el esfuerzo. Por eso se pueden notar 3 cerámicos que no pude reponer que estan en las tomas de las pre-entregas.  

      STAGE PHOTOGRAPHY 

    BACKSTAGE Y PLANTA 



viernes, 28 de agosto de 2020

LA ZONA| Parte 2

Apertura: 2,2 
Exposición: 1/55 
ISO: 50 

Continuando con la misma propuesta, mismo backstage y puesta.
Quiero comentar que se apago la luz del pasillo casualmente en todas las tomas a cierto punto y decidí dejarlo ya que no se pueden manipular las tomas. 

INSPIRACIÓN
Actualmente convivo entre mis dos casas de provincia y capital en Buenos aires. Esto esta filmado en capital, en la casa de mi padre, quien se mudo acá recientemente. Yo no conozco a los vecinos, y solo se de su existencia por medio de sonidos que se escuchan cotidianamente. Pero a la noche, estos sonidos se intensifican, me llevan a imaginar que es lo que esta gente esta haciendo, generando un clima fantasmal y hasta terrorífico. Identificando a mis vecinos como estos fantasmas, que están pero no están. 

Intente plasmar en este espacio, como lo siento yo. Este clima que me transmite y este no saber quien estará detrás de cada puerta. El hecho de que el personaje camine hacia el fondo, achicándose en la imagen, por medio de esta perspectiva que fuga hacia el centro, representaría a que tan pequeña me siento al no conocer nada de estos espacios, de quienes lo habitan. No saber quien o que esta detras de mi pared mientras duermo. 

Nuevo video
https://youtu.be/M_JXsWJ54OE 

Nuevo video con ISO en automático y exposición normal, a modo de backstage.
https://youtu.be/BB3e2jK6n_o 

 

viernes, 21 de agosto de 2020

Video|Primera parte


Apertura: 2,2 
Exposición: 1/55 
ISO: 50 

https://youtu.be/PKY9V5uWhwo

 Utilicé las posibilidades que me da la aplicación del celular aumentando la exposición y bajando el ISO lo mas posible para generar este clima de oscuridad y contraste de luces que buscaba. Me hubiese gustado aumentar aun mas la exposición pero la toma comenzaba a generar unas lineas en la imagen y a desenfocarse. 
 No es una iluminación natural, pero es una iluminación ya dispuesta por el espacio y no se puede modificar.
 También me hubiese gustado que la acción durara mas tiempo, pero es lo que la acción tomó, ya que la persona debía estar haciendo la acción desde antes que comience a filmar, en este caso, caminando por el pasillo, y terminar de filmar antes de que termine la acción.
 Filme a mi papa caminar por el pasillo, yendo a comprar, porque es el único momento en que el sale y camina por este. Este es un espacio que llama mucho mi atención por la manera en que la iluminación esta distribuida, cosa que no me daba cuenta a simple vista y que al jugar con la cámara, pude comprobar.


Planta 



Esta es la luz sobre mi cuando tomo la foto.

Este es el mismo espacio en toma, con exposicion e ISO automatico.



domingo, 16 de agosto de 2020

Autoretrato|Entrega


Apertura: 2,2 
Exposición: 1/26
ISO: 200 


Memoria descriptiva

Cuando conozco nuevas personas, estas no suelen comprenderme en mi totalidad. 
Esto le pasa a todo el mundo, pero en mi caso, se quedan con una idea de quien soy erronea y usualmente no agradable. Suelo tener pocas amistades pero que a su vez son muy importantes, la gente que realmente se toma el tiempo para conocerme como en realidad soy, se dan cuenta de que soy bastante sencilla y esa imagen difusa desaparece.


Autoevaluacion
Decidí
 tomar la fotografía mediante el uso de un pequeño espejo el cual no refleje la totalidad de mi cara. Ademas utilice el desenfoque para que mi cara se vea difusa.
Intente desenfocar la cara lo máximo posible sin desenfocar la mano, lo cual fue bastante complejo al tomarla desde el celular. No quedo tan difusa como yo hubiese querido, pero encuentro una mejoría a la primera fotografía de autoretrato que tome, en la cual la totalidad de la fotografía es difusa.


Rastreo personal














domingo, 9 de agosto de 2020

 AUTORETRATO|Parte 1


Apertura: 2,2 
Exposición: 1/10
ISO: 200


Decidí
 tomar la fotografía mediante el uso de un pequeño espejo el cual no refleje la totalidad de mi cara. Ademas utilice el desenfoque para que mi cara se vea difusa.

Cuando conozco nuevas personas, estas no suelen comprenderme en mi totalidad. 
Esto le pasa a todo el mundo, pero en mi caso, se quedan con una idea de quien soy erronea y usualmente no agradable. Suelo tener pocas amistades pero que a su vez son muy importantes, la gente que realmente se toma el tiempo para conocerme como en realidad soy, se dan cuenta de que soy bastante sencilla y esa imagen difusa desaparece.



 Retrato|Entrega Final


Apertura: 2,2 
Exposición: 1/32 
ISO: 200 

Esta fotografía esta tomada de día, con luz natural. La luz entra por la ventana del lado izquierdo, permitiendo que haya contraste entre luces y sombras de manera moderada, intentando resaltar sus facciones. Decidí bajar el ISO, regulando la exposición, para lograr un mayor contraste, tanto en sus expresiones faciales como en el conjunto de ella con el fondo.

Elegí inspirarme en el fotógrafo y cineasta, Richard Billingham, debido a que su trabajo se basa en la  recreación de sus vivencias de cuando era niño, de temáticas familiares, intentando captar la esencia de las personas a las que fotografía, logrando hacer sentir al espectador en el mismo lugar en donde la fotografía fue tomada. Intenta transmitir realismo y trabaja una fotografía muy intimista y personal. Este fotografía de manera documental, mediante la utilización de luz natural y la conexión de la persona con el espacio en el que se encuentra, redefiniendolo, utilizándolo para representar a la persona.

Mi mamá es una persona muy comprometida con sus cosas, tan comprometida que, a veces, el resto parece  desaparecer.  Se despierta muy temprano y su día es muy largo, suele estar agotada, sobretodo durante  la cuarentena. Es terapeuta en memoria celular, que seria algo así como terapia mediante actividades  subconscientes. Lo cual es muy raro ya que cuando atiende a alguien, parece ser otra persona, sin preocupaciones, sin tensión. Pero la real persona que identifico yo, es esta Carolina. Una Carolina tensa y constantemente enfocada en si misma.

Mi objetivo es lograr transmitir esa esencia en mi retrato, así como lo logra Billingham. Busco por  medio de sus expresiones faciales y la relación con el espacio, la manera de redirigir esta historia,  contada desde un lugar intimo y personal.



Retrato en ausencia 

Apertura: 2,2 
Exposición: 1/32 
ISO: 200

Decidí fotografiar este espacio, la habitación de mi mama, ya que es donde suele estar durante todo el dia. Se pueden ver tanto sus libros y apuntes con los que estudia y trabaja, como su meza de luz, con sus cosas indispensables para pasar el día. Respete la posición de los objetos, debido a que estoy trabajando con Richard Billingham, quien trabaja documentalmente.